VISITAS GUIADAS PRIVADAS

¿Conviene realizar visitas guiadas por Milán privadas?

Una visita guiada privada por Milán ofrece muchas ventajas:

  1. conocer la ciudad detenidamente con una guía turística profesional, autorizada y actualizada, que se dedicará también a escuchar y a responder a curiosidades y necesidades de cada cliente, adaptándose a su gusto.
  2. poder detenerse a hacer fotos, ir a una cafetería y a sentarse o bien ir a los servicios higiénicos, todas las veces que uno lo necesite, durante la visita guiada privada.
  3. evitar colas agotadoras porque la guía se encargará previamente de reservar y comprar las entradas obligatorias y necesarias.
  4. ahorrar tiempo y dinero, aprovechando al máximo el tiempo en la ciudad, con los consejos de la guía, no solamente después de la visita guiada privada, sino que también antes del servicio. 

 Tipos de visitas guiadas por Milán, privadas:

 1) Una visita guiada privada típica por Milán es la clásica de 6 horas que comprende: entrada a la Catedral con subida a las azoteas, visita de la Galería Vittorio Emanuele II, entrada al Museo del Teatro La Scala con vista del Teatro desde un palco, visita del Castillo Sforzesco con visita de la Piedad Rondanini, Barrio de Brera y Última Cena de Leonardo da Vinci, presente en el refectorio del Monasterio de la Iglesia de Santa María de las Gracias. Este servicio es completíssimo y  comprende 5 entradas.

 2) Hay posibilidad  de realizar visitas guiadas por Milán, clásicas, de 4 horas y media o 3 horas y media, pero quitando algunas etapas de las antes mencionadas.

 3) Para los apasionados de argumentos como Leonardo, arquitectura (Milán modernista o futurista), pintura (varios museos de la ciudad), escultura (museos y cementerio monumental), moda (museo y barrios) es posible realizar visitas guiadas por Milán personalizadas a medida.

OPTIMICE SU TIEMPO CON UNA VISITA GUIADA PRIVADA, COMPLETE EL FORMULARIO Y ENVÍELO